Ser socio adherente te permite a través del pago de tu cuota ayudar a seguir pasando el mensaje de recuperación a cada familia y sostener nuestra estructura que requiere un mantenimiento constante ya que nuestra labor se desarrolla los 365 días del año y nuestras sedes funcionan las 24hs.
Ser socio es permitir que podamos formar una comunidad cada vez más grande y que las posibilidades de asistencias sean mejores, que podamos seguir dando respuestas frente a necesidades y demandas.
Ser socio es contagiar la solidaridad, es un manera de involucrarte y expandir las oportunidades.

Asociate hoy, ayudanos a crecer.

Clic para ver instructivo ¿Cómo asociarme?